MANDAMIENTOS DEL ENTRENAMIENTO​

En el mundo del entrenamiento, considero que deben existir una serie de pilares fundamentales sobre los cuales debemos empezar a fundamentar y construir las bases de nuestro entrenamiento.

 Es importante tener esto presente, porque en muchos casos nos encontramos en situaciones en las que un entrenamiento puede llevar a problemas de salud o incluso puede resultar perjudicial interfiriendo negativamente en nuestro día a día. 

Estos pilares son los que voy a tratar de explicar y describir a continuación. No quiero decir que se trate de dogmas universales incuestionables, porque pueden estar sujetos a ligeras modificaciones e interpretaciones, ya que dependerán mucho del contexto y la situación de cada uno. Pero de todas formas, espero que te sirvan de gran ayuda y puedas sacarles buen provecho de aquí en adelante.

Debes tener en cuenta que tu cuerpo no entiende de trabajar músculos aislados, sino que tienes un sistema nervioso encargado de coordinar los diferentes movimientos y controlar la complejidad. Por tanto, debes enfocarte en trabajar el control del movimiento a través de  ejercicios globales, naturales y variados con transferencia a tu vida diaria. Si quieres saber más, «pincha a continuación»

¿QUÉ 3 PRINCIPIOS NO PUEDEN FALTAR EN TU ENTRENAMIENTO?

SEGURIDAD

La seguridad es lo primero, y debes tratar de anteponer la ejecución correcta sobre la fatiga o el peligro.
Evita rangos de movimiento contraindicados y prioriza movimientos seguros

EFICIENCIA

Encuentra la manera de realizar movimientos de manera que te cuesten la menor energía posible.
Ajusta bien la carga y logra cada vez mejores resultados utilizando los menos recursos posibles.

FUNCIONALIDAD

Todo entrenamiento tiene que ser útil y debe tener una transferencia positiva hacia aquellos objetivos que desees conseguir. Además, debe estar adaptado a tus características y necesidades.

Cerrar menú